26 DE JULIO, DE LA ESPERANZA A LA VICTORIA

Un 26 de julio de 1953, un grupo de rebeldes encabezados por Fidel Castro Ruz decidió rebelarse contra la dictadura que oprimía al pueblo cubano; tomó las pocas armas de las que disponían e intentó la toma de varios cuarteles para iniciar la lucha revolucionaria. Y si en un primer momento los revolucionarios cubanos fueron derrotados, la semilla de la libertad quedó sembrada para florecer pocos años después en el triunfo de la Revolución Cubana, para orgullo de nuestro continente.

Hoy, nuestros pueblos latinoamericanos y Bolivia en particular, viven momentos difíciles con gobiernos impuestos por falsas democracias y golpes de Estado, contrarios a los intereses populares y serviles al imperialismo yanqui. Y si bien se han sufrido derrotas importantes, la semilla de la libertad, de la Revolución y de un mañana digno y soberano para nuestros pueblos, está más viva que nunca y pronta a renacer en la recuperación de los derechos democráticos y la victoria sobre el capitalismo, fuente de todos los males que aquejan a la humanidad.

En tan histórica fecha, el Movimiento Guevarista de Bolivia rinde su homenaje a los héroes anónimos de Cuba, de nuestros países y de nuestro suelo patrio, que ofrendaron sus vidas por un destino diferente y de reconstrucción de la Patria Grande con la que soñaron Bolívar, Bartolina Sisa y Juana Azurduy de Padilla, los hermanos Katari, Tupaj Amaru, los guerrilleros de nuestra primera independencia, el comandante Ernesto Che Guevara y muchos y muchas cuyo recuerdo y ejemplo nos alimenta día a día. Hacemos propicio este momento en el que los revolucionarios del mundo inclinamos reverentes nuestras banderas a los combatientes antiimperialistas, para renovar nuestro compromiso de lucha a muerte contra el enemigo número uno de la humanidad, el imperialismo yanqui.

¡PATRIA O MUERTE! ¡VENCEREMOS!

Bolivia, 26 de julio de 2020

Dirección Nacional

MOVIMIENTO GUEVARISTA DE BOLIVIA

Todos los días, algo nuevo y diferente
www.venceremos.info
el espacio guevarista de la resistencia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *