Dos hechos que no son aislados y que muestran nuevamente de cuerpo entero las intenciones belicistas y terroristas del gobierno de Estados Unidos, han pretendido pasar inadvertidos en medio de la pandemia que preocupa a toda la humanidad.

El atentado terrorista contra la embajada de Cuba en Washington no es una acción individual solitaria, ni mucho menos. Se ha realizado en una de las céntricas avenidas de la ciudad, de manera impune, mostrando la complicidad de los organismos yanquis encargados de la seguridad de las sedes diplomáticas, en cumplimiento de acuerdos internacionales. Este atentado forma parte de las medidas de bloqueo y constante agresión al pueblo y al gobierno de Cuba.

(más…)