El 21 de agosto de 1971 se consumaba un golpe militar fraguado y financiado por el imperialismo yanqui a través de su embajada en Bolivia, pertrechado por los militares gorilas de Brasil y Argentina y ejecutado por un puñado de militares que mal usaron su institución en beneficio de intereses extranjeros y por fascistas del MNR y FSB que no dudaron en disparar al pueblo inerme que salió a defender al gobierno popular del presidente Juan José Torres Gonzáles. El artero cuartelazo costó la vida a miles de bolivianos, no sólo en las acciones militares de ese día, sino a causa de la persecución, el uso de la tortura y la desaparición de combatientes populares víctimas de la Operación Cóndor, de la que participara Hugo Banzer junto a sanguinarios dictadores como Augusto Pinochet y Jorge Videla, entre otros dictadores adiestrados en las escuelas norteamericanas especializadas en el asesinato y represión a sus propios compatriotas.

(más…)