La respuesta parece obvia, pero definitivamente no lo es. Más allá de cómo se nos presentan a los ojos las cosas, es preciso entenderlas en sus lógicas internas, en sus vericuetos, en sus idas y vueltas, para comprenderlas no solo en sus formas, sino también en sus contenidos.

Pese a su alejamiento del Gobierno, indudablemente Evo Morales continúa siendo el contingente donde se atesora la esperanza de los sectores más pobres del país: del pequeño productor campesino, del migrante que vive en las zonas suburbanas que circundan nuestras ciudades capitales, del trabajador por cuenta propia, de los constructores, maestros y ayudantes, del vendedor ambulante.

(más…)