Agosto escribe para la memoria histórica varios hechos simbólicos en las luchas del pueblo por recuperar su dignidad e identidad. Por un lado, el retrato de la Marcha por la Dignidad y el Territorio en 1990 y la resistencia dura frente al golpe de Estado de Hugo Banzer el 21 de agosto de 1971.

No son hechos aislados, René Zavaleta, al indagar los efectos del bloqueo campesino en noviembre de 1979, que revirtió el golpe de Estado de Alberto Natusch, enfatizaba: ‘La autodeterminación de las masas opera como una mediación insoslayable para localizar a la democracia como horizonte de lucha’. En consecuencia, otorgaba un contenido político a las movilizaciones populares.

(más…)