Uno de los argumentos para apoyar la legitimidad del gobierno de Luis Arce y David Choquehuanca es el 55% de votación recibida en las elecciones del 2020. Ahora bien, este porcentaje no es garantía suficiente para mantener un proceso de transformaciones en el Estado; las mismas disputas internas nos dicen que mayoría no es lo mismo que hegemonía.

Si entendemos la hegemonía como la dirección política a través del consenso, o como también se suele señalar, como la unión de teoría y práctica, veremos que para mantener una acción política de cambios la mayoría de votos recibidos no basta, sino la construcción del consenso ideológico es decir que el discurso se convierta en práctica.

(más…)