Etiqueta: Cancilleria Bolivia

La doctora Eydi Roca, Ministra de Salud, designada luego de descubrirse el negociado de los respiradores que puso fin a la gestión de Marcelo Navajas al frente de esa secretaria de Estado, se ha contagiado con el Covid 19. A manera de una despedida anticipada, ha grabado un mensaje profusamente difundido por el canal estatal, en el que calla demasiadas cosas y hace afirmaciones comunes que poco o nada aportan a la seguridad de la ciudadanía respecto a la marcha de una estrategia –¿la hay? – para enfrentar la pandemia.

Ni una sola palabra de autocrítica ha salido de boca de la ministra, en relación a los escándalos que han llenado de vergüenza al país, con la compra de equipos y material supuestamente destinado a combatir el corona virus que nos asola. Pero, eso sí, ha aprovechado la circunstancia para repetir la muletilla de la precariedad del sistema de salud heredado, haciendo caso a aquello de calumniad, calumniad, que algo quedará. Tampoco se ha referido a las catastróficas condiciones que cotidianamente deben enfrentar sus colegas en los diferentes centros de salud, desprovistos en muchos casos de los elementales recursos de seguridad que deben tenerse ante estas emergencias.

(más…)

La cleptocracia tiene muchas formas en su práctica. En lo que hoy es Bolivia se implantó en tiempos coloniales bajo la forma de la mita y la encomienda. Los encomenderos se hicieron de territorios y de sus habitantes, desde entonces existen las ideas que unas personas tienen derechos sobre otras, esa es la mentalidad colonial, que desde noviembre de 2019 se han manifestado abiertamente.

Nunca este pensamiento racista desapareció en Bolivia y el resto de América, sino que logró camuflarse con diversos discursos, el “hermano campesino” del nacionalismo revolucionario o el discurso del “compañero” desde la izquierda.

Los académicos trataron de camuflarlo bajo el discurso “Pluri-multi”, pero ni los intentos más piadosos o intelectualizados frenaron la crudeza del discurso de “salvajes” proveniente de un gobierno de facto, que con la misma mentalidad está imponiendo la política de los nuevos repartimientos y encomiendas, el ejemplo más evidente es la Cancillería, esa encomienda manejada por el clan Longaric.

(más…)